domingo, 8 de mayo de 2011

Maquetas: Renault R-29 (2009): el troncomóvil

Corría el año 2009. El segundo año de la segunda temporada de Fernando Alonso en Renault, cuando ya todo el mundo sabía, más o menos, que más pronto que tarde daría el salto a Ferrari.

El caso es que esa temporada pasó algo raro: Alonso la comenzó diciendo que aspiraba al título (y digo raro porque no suele ser alguien que vende la burra y, a pesar de lo que diga la gente, es bastante cabal en sus declaraciones). Sin embargo, un equipo llamado Brawn GP (antes Honda, y ahora Mercedes GP) sale con un invento "alegal" llamado "doble difusor" y empieza ganándolo todo, mientras la FIA (la que marca las normas) mira para otro lado.

2009 fue el año en que empecé a darme cuenta de algo de lo que, hoy día, estoy totalmente convencido: la Fórmula 1 moderna es una gran mentira; es un deporte basado en un 50% en un guión preestablecido, y cuanto más conozco este deporte, y más sigo las noticias que genera, más me convenzo. El resto de la película más o menos la escribe la propia dinámica de la competición, pero una buena parte de la temporada simplemente sigue un patron escrito de antemano. Pero, a pesar de todo, no sé por qué me gusta tanto ver esos coches tan tecnológicamente avanzados dar vueltas y más vueltas.

Da igual. La historia está en que el R-29 fue, a la postre, probablemente uno de los peores coches que ha conducido Alonso en su carrera deportiva, y sin lugar a dudas el más feo. Con él consiguió subir al podium una vez (tercero en Singapur) y quedó en novena posición al final del campeonato. Casi nada.

Así que un domingo por la tarde mientras veía mi Ferrari F-10 y mi R-25, pensé "pues estaría bien tener un ejemplo de cada coche de Alonso en sus diferentes etapas en la F1". Así que repasando la trayectoria de Alonso en la F1 nos encontramos con esto:

- 2001, Minardi (Minardi European PS01). Alonso era un Don Nadie en el que todo el mundo se había fijado y apuntaba maneras de las buenas. Al final el chico ha superado con creces las expectativas. El coche de este año, eso sí, una auténtica carraca de feria. Su mejor posición fué un décimo puesto en la carrera de Australia (con la que se abría el campeonato ese año). No se podía hacer más en un equipo tan humilde y en el que estaba cedido por Renault. La F1 era tan minoritaria que ni siquiera se daba por TV en España (por lo menos en abierto) ese año. Toma ya.

- 2002. Ese año no corre, pasa al equipo Renault F1 como piloto probador. Los rumores son que pronto pasará a ser su piloto oficial y que los planes de Renault son hacerle campeón durante los próximos años. Ahora ya sabemos lo que pasó, pero por aquella época sonaba a ciencia ficción. Hay que tener en cuenta que la mejor posición de un español en la F1 moderna durante años fue un sexto puesto de Luis Pérez Sala un domingo de 1989, en el que consiguió ¡¡un punto!! en el GP de Gran Bretaña de ese año y precisamente con un Minardi. No pude ver la carrera (por aquellos entonces no era el dueño del mando a distancia en casa de mis padres, claro), pero lo recuerdo perfectamente ya que fue una auténtica gesta.

- 2003-2006, Renault. Pasa a ser piloto oficial y comienza una época de ensueño. Alonso explota como piloto y como generador de audiencias televisivas. Las carreras pasan de apenas 600.000 espectadores en España (y eso cuando se emitían) a contarse por millones. Yo veo lo que nunca pensé que vería: un español ganando el campeonato del mundo ¡y por dos veces! (2005-2006). Es la época gloriosa del Renault pintado con los colores azul y amarillo (que casualmente coincidían con los colores de la bandera asturiana).

2003 (Renault R-23) fue un año fantástico: consiguió su primera pole y su primera victoria (en ambas categorías se convirtió en el piloto más joven en conseguirlo), en Hungría. Fue un caluroso domingo de agosto que recuerdo como si fuera ayer: "me voy para casa que voy a ver a Alonso ganar su primera carrera", le dije a mi hermano mientras recogía los trastos de la playa con la Sra. Calamarda. Y así fue. No pude ver la carrera en directo, pero me la grabé para verla con tranquilidad después de comer... se me ponen los pelos como escarpias. Al final quedó sexto en el campeonato.

- 2004 (Renault R-24) fue como un año de transición hacia su primer campeonato, no consiguió ninguna victoria pero si que logró subirse al podium una buena cantidad de veces, lo que le sirvió para quedar cuarto en el campeonato al final de año.

2005-2006 (Renault R-25, Renault R-26), el acabóse. Como todo el mundo sabe, Alonso se corona como campeón del mundo. Además, lo hace convirtiéndose en el piloto más joven en hacerlo. Luego, en 2008 Hamilton le quitó ese "título no oficial", aunque Alonso aún mantiene el de bicampeón más joven de la historia. 

R-25, primer campeonato

R-26, segundo campeonato y jubilando a Schumacher, con dos cojones
-2007, McLaren (McLaren MP4/22). El año de inflexión, por decirlo finamente. Alonso llega al equipo con mayor número de hijosdeputa por metro cuadrado del mundo (es un equipo 100% inglés, eso lo explica todo). Llega como bicampeón del mundo, pero enseguida se ve cómo es relegado por el propio equipo en favor de un grandísimo piloto como Hamilton, que realmente no necesitaba del desprecio del equipo hacia el español para demostrar su valía... pero así son las cosas. Bueno, es imposible entrar en detalles de lo cabrones que se mostraron esta piara de cerdos con Alonso, pero al final quedó tercero en el campeonato, empatado a puntos con Hamilton. Al final de año, Alonso y McLaren anuncian que dan por finalizado el contrato de tres años que tenían firmado (espero que algún día Alonso cuente lo que realmente pasó).

Un dato para curiosos: Red Bull intentó ficharle pero al final, Alonso vuelve a Renault, pensando más en su salto futuro a Ferrari.


-2008-2009, Renault. Alonso vuelve a Renault con las vistas puestas en Ferrari, con el R-28 ganó dos carreras en 2008 (Singapur y Japón), quedando quinto en el campeonato, con una segunda parte de la temporada fantástica. La victoria de Singapur quedó empañada por el Piquet Gate: parece ser que su compañero de equipo se piñó a posta en el momento adecuado para que Alonso ganara dicha carrera y a Piquet le renovaran el contrato para el año siguiente. La duda está en ¿Alonso sabía ésto?  

En 2009 con el R-29, ya sabemos lo que hizo y cómo quedó. Fue el año en que las normas hicieron que cambiara la apariencia de los coches y las nuevas especificaciones aerodinámicas provocaron que los coches parecieran segadoras.


-2010 - ... Ferrari. Como ya sabemos en 2010, con el Ferrari F-10, quedó subcampeón del mundo, logrando 5 victorias y subiendo varias veces al podium. El año 2011 con el Ferrari F150th no parecen haber empezado bien las cosas, pero esperemos que la cosa mejore durante la temporada.


Pues eso. Que una tarde de domingo, pense que no quedarían mal en mis estanterias color wenge del Ikea una representacion de cada una de las etapas de Alonso en la F1. Ya me gustaría a mí poder tener un ejemplo de coche de cada una de las temporadas, ya, pero bueno, también me gustaría ser rico y me tengo que aguantar con lo que hay.

Así que como ya tenía el R-25 con el que ganó su primer campeonato, y el F-10 con el que quedó segundo en 2010 (ambas en escala 1:18) pensé que quedaría bien tener tambien una maqueta de alguno de los dos Renault en su segunda etapa en el equipo francés. Como mi idea es tenerlo todo en la misma escala, me puse a ver por internet y decidí que quizá sería buena idea buscar por eBay.

Mi primer objetivo fue hacerme con el R-28 que es más bonito y con el que además ganó dos carreras, pero resulta que la única maqueta oficial en 1:18 de ese modelo es de una marca llamada Norev y que presenta un pequeño inconveniente: los coches de esa marca no incluyen nunca el muñequito del piloto, y la verdad es que no es lo mismo. Sobre todo en mi caso donde lo que quiero es hacer una colección, precisamente, de piloto.

Buscando en eBay ví que existían diferentes pujas por diferentes maquetas del R-29, que en este caso estaban fabricadas por la casa Minichamps, en la escala que yo quería. Así que me animé a darme de alta como usuario y empecé a pujar. La verdad es que las subastas por eBay no tienen mucho misterio. Puedes estar pujando dos semanas por un producto, que al final lo que cuenta son siempre los últimos 5 segundos. Y como a mi me pasó que me quitaron dos pujas justo al final de cada subasta, se me hincharon las pelotas y en una búsqueda que hice me dí cuenta de que una tienda ofrecía ese modelo en venta directa (lo sabes porque pone "Cómpralo ya!"), y caliente como estaba después de haber perdido esta segunda puja, pues lo compré y lo pagué usando Pay-pal.

El caso es que esta tienda está en Alemania, con lo que ello implica (es decir, hablan y escriben alemán) y lo mismo no estaba yo muy seguro de saber qué es lo que había comprado.... Así que intenté mandarles un par de correos electrónicos usando el Traductor de Google, pero nada, no me respondían y lo malo es que el pago ya se veía reflejado en mi cuenta corriente: 70 euros, gastos de envío incluidos... ¡glups!

Menos mal que sólo una semana y media después recibí un aviso de Seur y al día siguiente me entregaron el paquete... me encontré con una maqueta preciosa, mucho más bonita de lo que yo pensaba, perfectamente embalada y protegida, que abrí ante la atenta mirada de PM y RV... (para que se queden contentas...).

Una mañana de domingo, aprovechando la bonita luz que entra por la ventana, me puse el disfraz de fotógrafo y me dediqué a hacer estas fotos jugando con el macro digital, el diafragma de mi cámara compacta, y con las persianas de la ventana y la puerta del balcón, provocando claroscuros... hay que aprovechar los medios que tiene uno al alcance. Y resulta que me salieron unas fotos que no están nada mal, y que sólo dos de ellas tienen Photoshop únicamente para pequeños ajustes de brillos y contraste. Desde que hago experimentos con mi pequeña cámara digital, me he dado cuenta de que la magia en las fotos se consigue jugando con la luz y el encuadre, son los dos elementos que le confieren personalidad a una foto, claro que no siempre tiene uno a mano los recursos que le permitan tener buenos resultados. El encuadre ya depende del talento y el punto de vista de cada uno. En cuanto a la luz, tienes que saber manejar adecuadamente los factores técnicos de tu cámara (díficil si es una con pocos recursos) o bien saber usar convenientemente las fuentes de luz de las que dispones.














Visto lo visto, me quedarían dos maquetas por tener. Una la de Minardi y otra la del McLaren. Y ambas lo veo difícil. En cuanto a la primera, sólo existe un modelo de la marca Minichamps pero está en escala 1:43. Hoy en día es inencontrable a no ser que pases por eBay y pagues un dineral. Yo por ahora, paso, su precio es escandaloso. E imagino que cuanto más tiempo pase, peor.

La segunda, la de McLaren... lo mismo alguna vez cae, pero ese coche me trae recuerdos muy malos y probablemente no me lo compre nunca.

Aunque nunca se sabe. He descubierto una tienda holandesa donde lo tienen a buen precio a 1:18.